Enfermedades del karma personal e impersonal: Curación IV

Enfermedades del karma personal e impersonal

Enfermedades del karma personal e impersonal. Dividiremos ahora los dos tipos generales de karma en sus componentes para mayor comprensión de los métodos de curación. Obviamente, al estudiante le concierne más el karma personal, porque juega un papel más importante en la manifestación de la enfermedad que el karma impersonal. Definiré algunas de las diferentes clases de karma personal que originan enfermedad y su modo de manifestarse.

Enfermedades del karma personal e impersonal

Enfermedades del karma personal e impersonal

Enfermedades del karma personal e impersonal:

1. Lo que es producido por el amor equivocado

Cuando una madre supuestamente ama tanto a un niño que impone su voluntad sobre el mismo en la manera de vida que cree correcto para él, está creando un tipo de karma desagradable en exceso y difícil de ajustar. La energía del amor es realmente vuelta sobre ella misma, más que hacia afuera hacia el niño, y es el amor propio lo que la motiva. No puede soportar ver a su hijo sufrir, aunque es su derecho hacerlo si lo elige. No puede soportar verse decepcionada. No puede soportar estar avergonzada y ser desgraciada por las acciones erróneas del hijo, etc.

Esta dirección errónea del Segundo Rayo crea un bloqueo de energía entre el plexo solar y los centros del corazón, y envenena los cuerpos astral y etérico.

Nerviosismo extremo, histeria, problemas de corazón y enfermedades de la sangre son la manifestación externa de este tipo de karma.
Para efectuar la cura de este tipo de enfermedad es primero necesario producir un cambio en la dirección del flujo de la energía de Segundo Rayo a través de los vehículos. Esa energía debe dirigirse afuera hacia los demás; por lo tanto el yo debe ser eliminado como punto principal de interés. La energía sigue al pensamiento, y las emociones determinan el tipo de pensamiento entretenido por el individuo.

El amor por el yo estimula el continuo pensamiento sobre el yo. Como resultado, las energías del amor se vuelven en la red etérica, eventualmente bloqueando toda expresión de amor por los demás.

2. Producido por el odio

Tan destructivo como constructivo es su opuesto polar, el Amor Divino. El odio siempre destruye su hábitat. Su causa es obviamente la oscuridad o la ignorancia, porque ningún hombre con comprensión puede albergar odio por nada o nadie. Es en realidad energía de Segundo Rayo manifestándose en la oscuridad; o un completa mala interpretación de las relaciones básicas. El odio envenena todo lo que surja de la vida y se manifiesta como todo tipo de los llamados desórdenes mentales, emocionales y físicos.

Se elaborará en el instrumento físico de muchas maneras, de acuerdo a
lo que se odia y por qué. Migrañas, alergias, neumonía, muchos casos de enfermedades del corazón, congestión, etc., son manifestaciones de este tipo de karma.

La única cura de este tipo de enfermedad es la eliminación del odio y su reemplazo por amor, mediante la luz de la comprensión.

3. Aquello que es producido por los celos, la envidia, el resentimiento, etc.

Actúa como un veneno, dado que está tan relacionado con el odio, y es otra dirección errónea de la energía de Segundo Rayo. Se manifestará como diversos tipos de alergia, enfermedades de los huesos, ralentización de la funciones glandulares y orgánicas, y en particular el resentimiento
se manifiesta como una condición artrítica.
La cura para esta enfermedad es la misma que la anterior.

4. Resultado del orgullo

Orgullo, otro veneno y dirección erróneas de las energías de Primer y Segundo Rayo, se manifestará por lo general como una enfermedad de invalidante o desfiguración, como la apoplejía,polio,etc.
Muchos aspirantes avanzados y algunos discípulos sufren estas enfermedades como resultado de un orgullo oculto de logro espiritual. En este caso, el pensamiento del individuo se dirige continuamente hacia si mismo. Es el centro de su Universo, y la correcta relación con sus semejantes no
se establece en su conciencia.

Para efectuar una cura, un reconocimiento de la igualdad de los muchos debe reemplazar el orgullo con humildad y el deseo sincero de servir.

5. Eso que resulta de la codicia.

Es una dirección errónea de la energía de Primer y Tercer Rayo, causando bloqueos en el centro de la garganta y centros relacionados, manifestándose como desórdenes de la garganta, tumores(a menudo en el cerebro) y en el caso de un complejo de poder, se manifiesta a menudo como una hemorragia cerebral.
Su cura es el reconocimiento de la Ley de Oferta y Demanda y el reemplazo de la codicia con el deseo de dar – de compartir con los demás.

6. Cuando es producido por la pena

Una dirección errónea de la energía de Segundo Rayo y una de las principales causas del cáncer. Aquello que el individuo anhela y llora, se incorpora al cuerpo como células criminales.
Aquí se multiplican y crecen mientras la energía de la pena las alimenta.
La única cura duradera es liberarse de aquello que apena a uno.

7. producto del miedo

Dirección errónea de la energía de Primer Rayo y es un factor dominante en el equipo del hombre. Pude dar por resultado una de dos cosas:

a. el hombre pierde su fuerza de voluntad en todas o en una dirección, o
b. pierde su integridad mediante un sobre desarrollo de la voluntad en todas o en una dirección.
Esto manifestará enfermedades tales como desorden nervioso y el llamado desequilibrio mental.
Debe primero darse cuenta que solo ha de temer de si mismo y enfrentarse a si mismo si ha de curarse
de esta dificultad.

8. Casos resultados cuando la intención de causar daño se aborta.

Si un individuo intenta hacer daño a otro y llega tan lejos como para formular conscientemente planes a este efecto y es impedido de llevar a cabo sus planes, los resultados serán repentinos y violentos. Muchos accidentes ocurren de esta manera.

9. hecho resultante de la frustración sexual

Suele ser muy común, como todos los psicólogos saben, y es el resultado de casi cualquier emoción sexual enterrada que tiene sus causas en la mala educación, trauma, etc. Es una dirección errónea de las energías creativas, causa bloqueos de energía en los centros sacro y plexo solar, y se manifiesta
como desórdenes generativa, así como desequilibrio glandular y neurosis.
Debería también recordarse que muy a menudo estas emociones enterradas son un residuo de anteriores encarnaciones. Cuando este es el caso, su ajuste por lo general lleva más tiempo, y la cura de la enfermedad es más difícil (Enfermedades del karma personal e impersonal).

Consideraremos ahora los diferentes tipos de karma impersonal.

1. Consecuencia de la incorrecta aspiración

Muy común entre los nuevos discípulos. Debido a la aspiración incorrecta, el discípulo malinterpreta la parte que ha de desempeñar en el Plan y así dirige mal las energías predominantes en su equipo. Los resultados son muy dolorosos, en forma de dolores y malestares que el médico no
puede diagnosticar, y que nada puede corregir sino la correcta aspiración. Es este caso el discípulo debería estudiar de nuevos las reglas del discipulado, y mediante ese estudio, más la meditación, llegar a una comprensión de la correcta relación (Enfermedades del karma personal e impersonal).

2. Cuestiones que resultan de la incorrecta motivación

Causa común de serias dificultades entre los discípulos. La motivación incorrecta ha sudo reprimida deliberadamente y el discípulo es deshonesto consigo mismo. No ha afrontado el hecho de que la motivación correcta es algo que evoluciona a medida que evoluciona la conciencia. Rehúsa encarar esta parte de si mismo y la entierra por debajo del umbral de su percepción. Los bloqueos de energía surgen en todo el sistema de centros, causando perturbaciones severas en todo el organismo.

Los síntomas de esta dificultad a menudo comienzan con inquietud creciente,
irritabilidad nerviosa, y la manifestación de obstáculo tras obstáculo al servicio.

El discípulo debe atreverse a encararse a si mismo por entero, examinar sus motivaciones en cada nivel de la espiral, y a adquirir correcta motivación según progresa en el sendero. A pesar de que no está satisfecho con la motivación incorrecta, no se niega a reconocerla, sino que la busca y la transmuta en la luz de su Alma (Enfermedades del karma personal e impersonal).

3. Producto de una mala dirección de las energías debido a una mala interpretación de los Rayos y en consecuencia un error en el servicio.

Puede ser común con todos los discípulos nuevos o sobre entusiastas. La enfermedad se manifestará en el sistema de centros etérico como como una fuga de energía vital. La anemia es a menudo la manifestación cuando la condición es severa.
La discriminación es la respuesta en este caso. Tengan el coraje de esperar hasta saber, y luego actúen, pero no actúen solo bajo suposiciones (Enfermedades del karma personal e impersonal).

4. Conclusión de la experimentación

Muchas probacionistas y aspirantes reciben fracciones dispersas de conocimiento y no tienen la suficiente.
Sabiduría con la que aplicar ese conocimiento. Como resultado, ha habido mucha enfermedad causada por la experimentación con los centros. Esto es a menudo una cosa trágica de observar porque el aspirante se expone a si mismo a un innecesario sufrimiento y retrasa su progreso sobre el sendero por largos periodos de tiempo (Enfermedades del karma personal e impersonal).

Sepan esto:

Cuando sea el momento de la activación de los centros, etc., les llegará la enseñanza adecuada que eliminará cualquier necesidad de métodos de ensayo y error de experimentación.

Ver más en: La Ley del Karma y El estado de conciencia de los que solicitan curación y El estado de conciencia necesario para la curación

Fuente:

–Curación- Lucille Cedercrans (Enfermedades del karma personal e impersonal).

-Propia (Enfermedades del karma personal e impersonal).

Comparte este artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *