Debemos comprobarlo todo

Debemos comprobarlo todo

Debemos comprobarlo todo: Si tomamos la ciencia como referencia, la cual nos dice que nuestro sentido de la vista solo capta el 4% de la luz y que todo lo que escape a esa frecuencia es literalmente invisible. Solo con este dato, nos podemos hacer una idea de lo sencillo que es engañar a cualquier humano medio, que por sus propios medios es incapaz de atisbar nada más allá de ese ridículo 4% de luz.

Debemos comprobarlo todo

Debemos comprobarlo todo

Debemos comprobarlo todo:

¿Pero por qué debemos comprobarlo todo?:

A medida que nos sumergimos en la historia de la humanidad, podemos ver desde la época tribal, como el poder y la religión han ido de la mano. Y el poder siempre ha sido mayoritariamente de sangre. O sea la gran familia real es la ha permanecido siempre en el poder desde que tenemos memoria comprobable.

Olvidar los fanatismos:

A través del fanatismo nos han manipulado como han querido.
Desde las regiones o países han buscado dividirnos y ponernos unos contra otro.
Es fácil tomar cualquier país del mundo y todos son iguales en los problemas de base que tienen.

-La bronca a los políticos que los gobiernan. El amor-odio a la realeza.
-Las diferentes clases o castas sociales.
-La injusticia social y jurídica. El pago de fianza permite que por el mismo delito quien pueda pagarlo sea libre y quien no sea privado de su libertad.
-El tributo impositivo que sobrepasa el 60 % de lo bruto recaudado por el trabajo de todo ciudadano. Somos esclavos modernos.
-Encima el estado hace mal uso y abusa de los impuestos recaudados.
-Ningún habitante cree en la honestidad de quienes ejercen el poder.
-Solemos saber que ante cada discurso mienten descaradamente.
-Firman contratos fraudulentos que suelen ser secretos hipotecando el futuro del país ante las multinacionales.
-La tecnología está en contra del individuo. Solo invade su intimidad y aumenta el control sobre el individuo. No está al servicio de la humanidad sino a favor de su cautiverio.
-Sabemos y nos quejamos de los caros y malos servicios públicos.
-Culturalmente y educativamente todos los jóvenes suelen tener una pésima formación en dichas áeras.
-Se fomenta la liviandad física e intelectual.
-Nuestros sueldos y el rendimiento de compra vienen bajando año tras año.
-Bancarizan todo para que el dinero esté en manos de los bancos y no de la gente. Y cada vez es más complicado retirar dinero de los bancos.
-Coartan la libertad de la gente y entregan las calles a la delincuencia, sin ejercer políticas de seguridad efectivas. Porque no hay vocación de resolver el problema de fondo.
-Han rebajado el nivel moral a la nada.
-La alimentación, la salud, la educación, la seguridad, el dinero,las armas, la información y el agua están en las manos de los dueños del mundo.

Vivimos a tientas, creyendo lo que nos dicen unos y otros, porque no podemos comprobar por nosotros mismos nada, al estar castrados sensitivamente.
Físicamente no vemos más allá de lo que se ideó que deberíamos ver, por lo tanto podemos estar rodeados y literalmente invadidos a nuestro alrededor y no percatarnos de nada durante miles de años.

Después te pueden decir que vienen de otra dimensión, de la constelación X, que aunque en realidad estén junto a ti, no podrás desmentirlo porque tus sentidos no te lo permiten y ellos lo saben.

-No es casual que no tengamos acceso a herramientas que puedan captar esos rangos de luz que escapan a nuestros ojos
-No es casual que los medios que existen para ello sean prohibitivos o directamente inaccesibles
-No es casual que aquellos que tienen este conocimiento lo atesoran y lo usan en beneficio propio
-No es casual que ese estúpido portador de la luz no sea más que un símbolo para decirte lo que puedes o no puedes ver.

Muchos deberían a replantearse seriamente los argumentos que les llegan por ciertos medios, en los cuales no se respeta el protocolo mínimo, que debería existir entre dos seres de distinto origen que se comunican.
Está claro y queda evidente que sus intenciones no son de lo más puro, cuando desvían la atención hacia nuestras esperanzas y nuestros anhelos, para ganarse nuestra confianza y ceder nuestra voluntad de forma sosegada y tranquila.
Identificamos la luz como algo positivo, pero cuando se nos merma y se nos impide percibirla en su totalidad, estamos abiertos al engaño, la creencia ciega, la estupidez y la ignorancia.
Nos abrimos a la interpretación y al enfrentamiento por esa misma interpretación de los medios por los cuales no legan la “palabra” y se nos impone una jerarquía en el que mires por donde lo mires, al final no somos más que cucarachas culpables de todo para ellos.

Está en la condición de cada uno el soltar esa necesidad de aferrarse a la esperanza, al salvamento y a un futuro de cuento que nunca llega, o madurar y dar forma por tus medios y acciones a esa utopía que todo ser vivo en este planeta debería tener en mente, para crear en serio y no en serie.

Todo nos lleva a contrastar toda información que nos llega. Como modo de autodefensa debemos descreer hasta corroborarlo de manera absoluta.
El creer y sospechar de ser conspiranoicos a quienes intentan mostrarnos la verdad, es cuestión de averiguarlo por nuestros medios. Tenemos muchas herramientas para usar y nos permitan separar la verdad de la mentira.
Pero hemos llegado a la etapa de la vida donde debemos relanzar nuestra cultura definitivamente desde cero.
Así y todo mucha gente no quiere creer. No lo quiere ver y otros prefieren seguir creyendo tanta mentira. Cada uno está donde se merece estar. Para bien o para mal.
Hemos dejado el poder en manos de psicópatas peligrosos y pervertidos.
De nosotros depende decidir si le dejamos seguir ejerciendo ese poder de manera absolutista.
Pero sepan que lo crean o no estamos viviendo en la peor de las mentiras. Y todos lo hemos permitido.
Pero si decides despertar de la pesadilla, debes saber que muchos somos los que te estamos esperando para que te sumes a descubrir la mentira. Debemos comprobarlo todo!!!!!

Comparte este artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *